Extra XVI

by

Me salen recuerdos por doquier conforme hago y deshago mudanza. Apuntes, trabajos, fotos de ex… Pero hoy he encontrado los apuntes al natural que hice en el último año de la escuela de arte. Un profesor insitió que aunque fuésemos de publicidad teníamos que saber dibujar y debíamos adquirir cierta destreza en la mano. Así que siempre dedicaba como mínimo una hora de la semana a tal empresa. Como los modelos en pelotillas hay que pagarlos no nos quedaba más remedio que posar los propios alumnos. Vestidos, evidentemente, por aquello de que después teníamos que seguir viéndonos.

El ejercicio siempre consistía en la misma y simple rutina: Debíamos dibujar al modelo en una pose durante un máximo de 5 minutos. En A3 y con lápiz relativamente blando (lo justo). Pasados los 5 minutos se cambiaba de pose y empezábamos otra vez.

Conforme he ido viendo dibujos pensaba que ahora los haría mucho mejor. Pero este, de un día que apoquinaron para que posaran, tiene algo. Me ha gustado, así que ahí lo tienen.

Ese profesor es el culpable de que yo haya estado dibujando desde entonces. Me explicó cosas que solo pude comprobar al tiempo. La seguridad del trazo, nada de muchas líneas (esto además tiene muchas implicaciones psicológicas). La jerarquía de las líneas. La interpretación de la realidad. Todo lo he comprendido años después. Lástima no haber podido aprovecharlo más en su día. Algún día debería pasarme a saludar a alguien que ya no se acuerda de mí, pero que me hizo un regalo precioso. Jamás olvidaré lo que me dijo un día y que me quedé como lema: Estás gilipollas hoy, puedes dibujar mucho mejor.

¿De verdad es tan complicado encontrar a alguien que quiera posar en este plan para mí? Aunque sea con ropa, demonios. Que esto no es satanismo.

Ah, les pongo también una fotillo de la clase para que vean los bancos spine-twister donde teníamos que dibujar. Veo la foto y es que la huelo como si estuviera allí…

Anuncios

2 comentarios to “Extra XVI”

  1. Alfred Says:

    Pues sí, deberías ir a ver a tu antiguo profesor. Seguro que le agrada tu visita y charlar un rato contigo sobre dibujines y esas cosas.

    Menos irte de chaperos por la noche, a los parques más oscuros y apartados de la ciudad (no es por nada, pero lo de tus inocentes paseos en bici no se lo ha creído nadie), y más pelotear a tus viejos maestros, aunque ya no sirva para subir nota.

    Un saludo.

    Y feliz año.

  2. grendelsagrav Says:

    Jajajajajajaja… Chapero o no, no te entrometas en mi elecciones vitales. Y nada de lo que hago es inocente. Nunca. Nada.

    No lo tuve que pelotear ni en su día… Ya me puso un 10 en el primer trabajo, para ira de un compañero que me vino y me dijo: Tú sabes que lo que has hecho es una mierda, no?
    Creo que le molestó que al diseñar un bar pusiese a los camareros vestidos de Regreso al Futuro y a las camareras de Flash Dance. Eso y que entregase más del doble de páginas que los demás (no había límite, no soy de esos).

    Otro saludo y feliz año (ya veremos).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: